Top
Cómo emprender un negocio familiar y tener éxito | Escuela para Emprendedores
1200
post-template-default,single,single-post,postid-1200,single-format-standard,mkd-core-1.2,mkdf-smooth-scroll,mkdf-smooth-page-transitions,mkdf-ajax,mkdf-grid-1300,mkdf-blog-installed,mkdf-header-standard,mkdf-sticky-header-on-scroll-down-up,mkdf-default-mobile-header,mkdf-sticky-up-mobile-header,mkdf-dropdown-default,mkdf-dark-header,mkdf-search-dropdown,mkdf-side-menu-slide-with-content,mkdf-width-370,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive

Cómo emprender un negocio familiar y tener éxito

Las empresas familiares son organizaciones comerciales formadas por los miembros de una o más familias, donde la toma de decisiones suele estar influenciada por los intereses familiares y usualmente buscan hacer que las generaciones sucesivas le den continuidad a la organización. Los negocios familiares son el modelo económico más antiguo y común de la historia, en la actualidad, en varios países muchas de las mayores empresas que cotizan en la bolsa son familiares.

Este tipo de organización no es fácil de manejar y no siempre tiene éxito, pero los que logran mantener un negocio familiar en el mercado usualmente generan un ventaja competitiva sobre otros negocios. En México, el 65% de las empresas son familiares y con gran éxito están bien posicionados gracias a que mantienen una relación estrecha con los demás miembros y potencian la forma en que el emprendimiento crece.

Así mismo, dos tercios de todos los negocios del planeta se componen por empresas familiares, de acuerdo a John Davis, profesor de Harvard Business School. Sin embargo, a pesar del predominio, muchas empresas familiares sufren por problemas como la confusión entre cuestiones personales y de trabajo, también es común que se superponga los intereses personales de uno de los miembros, lo cual puede generar conflicto en la integración empresarial e influenciar directa o indirectamente en la productividad de la compañía.

En ese sentido, te recomendamos estos tips para tener éxito con un emprendimiento o empresa familiar:

Evita mezclar los sentimientos con los negocios

Es difícil separar los sentimientos de cualquier negocio, pues son la chispa que genera el entusiasmo para seguir adelante, pero en el caso de un negocio familiar esto podría eliminar la objetividad en la toma de decisiones, lo cual es injustificable para una empresa, ya que afectaría su reputación y credibilidad.

Las cuentas claras mantienen a las familias

Se debe establecer desde un principio y por escrito el porcentaje de participación que tendrá cada miembro familiar en la empresa, también los mecanismos de acción  para manejar casos como la renuncia de uno de los miembros, y así evitar inconvenientes o malos entendidos.

Mantener la estructura y orden

Incluso en un negocio familiar es importante definir tareas y diseñar perfiles para cada rol, donde se ubiquen a los miembros familiares de acuerdo a sus habilidades y funciones. Esto potenciará la cultura de equipo de trabajo enfocado a cumplir metas en común, lo cual incrementará la efectividad del trabajo en equipo y el crecimiento de la empresa.

Evitar el nepotismo

Para tener una empresa hay que ser justos con los trabajadores y con los familiares, pues las responsabilidades son iguales tanto para uno como para el otro, este es uno de los factores que se debe recordar al tener una empresa familiar, puesto que las preferencias generan una desigualdad que puede producir problemas con los demás empleados, y desestabilizar el clima laboral.

Si tienes un negocio familiar, no olvides mantener la objetividad entre las relaciones familiares y laborales, pues será la clave para llevar tu empresa de manera organizada y sin perder los objetivos de negocio.

 

¿Te gustó este artículo? Te invitamos a profundizar más en el tema con  5 formas de mejorar el clima laboral de tu empresa.

No Comments

Post a Comment